Alejandro Cerón presenta Mind the Crowd

Centro Negra y Espacio Pático realizan su primera colaboración con la presentación de parte del proyecto realizado por Alejandro Cerón en Artistas en Residencia del Centro Negra. Podréis ver una selección de su proyecto Mind de Crowd en el Espacio Pático el día 12 de febrero a las 20h.

Durante su residencia en Centro Negra, Alejandro Cerón creará una serie de acciones e intervenciones para el desarrollo de su proyecto Mind the Crowd. Su intención es interaccionar con la población a través de sus esculturas semi-figurativas estimulando la consciencia colectiva como motor de participación y pensamiento.

‘Mind the Crowd’ recuerda la importancia de establecer objetivos comunes y muestra las posibilidades de las acciones de colaboración colectiva.

Como práctica multidisciplinar, el proyecto aúna escultura, instalación, intervención urbana, propaganda y fotografía documental.
Las esculturas semi-figurativas, 25 individuos, colaboran para formar un ente mayor. Mind the Crowd’ interviene en distintas partes de la ciudad, eliminando filtros, cubriendo un amplio y heterogéneo espectro de la población. 

‘El comportamiento de las masas está fuertemente influenciado por la pérdida de la responsabilidad del individuo y de la impresión de universalidad de la conducta, las cuales aumentan con el tamaño de la multitud. Estos hechos parecen negativos pero, si el objetivo de la masa es justo, este tipo de comportamientos podrían ser clave para la aparición de la conciencia colectiva colaborativa.

Aunque solemos tender a referirnos a las masas con una connotación negativa, a lo largo de la historia se han demostrado las reacciones positivas que las masas pueden alcanzar.
Las masas pueden reflexionar, cuestionar y desafiar las ideologías establecidas en su contexto sociocultural.’

Elias Canetti. Masa y Poder (1960)

 

 

Comparte!


One Comment

  1. Muchas gracias por esta información, la verdad que es bueno conseguir sitios como este, ahora mismo trataré de comenzar un trabajo que tiene mucho que ver.

Deja un comentario