I am a Hero, por Paco Giménez Gracia

Los zombis son asesinos correosos, apestosos, ansiosos, churretosos, contagiosos y enfadosos a más no poder, y, sin embargo cuentan con un no sé qué capaz de ejercer un fuerte atractivo sobre multitud de personas que nos confesamos adictas a este género en sus múltiples variantes: el cine y el cómic, principalmente, y últimamente, también la novela y los videojuegos.

I am a Hero es un manga de Hanazawa Kengo que combina la novela gráfica cuasi intimista con el gore más desatado y que, en su virtud, puede llegar a un público de amplio espectro, con tal que tenga un cierto ramalazo freaky y sea adulto.

El protagonista, Hideo, es un treintañero rijosillo y mediocre que trabaja de ayudante gris en el taller de un mangaka, un gran maestro del cómic japonés. La vida de Hideo es una especie de pesadilla suave en la que no faltan ciertos momentos eróticos bastante romos y algunos episodios psicóticos carentes de todo encanto. Sin embargo, el caos provocado por una epidemia zombi está a punto de cambiarlo todo, para él y para todo el mundo.
De momento, la editorial Norma ha traducido los dos primeros volúmenes de esta serie, que tiene todos los ingredientes (un dibujo eficaz, un guión simpático y emocionante, y un precio asequible) para convertirse en un exitazo en Europa y, cómo no, en el próximo Salón del Manga que celebraremos en Murcia en otoño, evento del que prometo dar buena cuenta en este Espacio Pático, si los cuerpos y la editora jefa lo aguantan.

Paco Giménez Gracia

Comparte!


Deja un comentario